• Los sellos sacros te servirán para aumentar el poder de tus unidades. Con ellos puedes potenciar sus puntos fuertes y atenuar sus debilidades.

  • ¿A que son geniales? He hecho una lista con mis tres sellos sacros favoritos. ¡Redoble de tambores!

  • ¿Tus tres sellos favoritos? Siento curiosidad…

  • ¡Empezamos por el número tres! ¡Un sello sacro que impide que te resfríes cuando llueve durante las batallas! En segundo lugar, ¡un sello sacro que cura esos horribles moratones y raspones que te haces al pelear!

  • Y con el número uno, mi sello sacro favorito es ¡un sello que previene las caries para poder picotear todo lo que quiera! ¿Qué te parecen?

  • Eh… Pues… Muy interesantes, sí…

Los sellos sacros ayudan a tus unidades

Los sellos sacros son habilidades que ocupan la ranura S y funcionan de manera idéntica a las de las ranuras A, B y C. Entre otras cosas, puedes usarlos para mejorar los atributos de una unidad o para darles la capacidad de fortalecer a sus aliados o debilitar a sus enemigos. La capacidad de crear y mejorar sellos sacros se desbloqueará tras superar Poder ancestral, el capítulo intermedio que viene después del capítulo 13 del Libro I en la historia principal.

Los sellos sacros son únicos

Puedes asignar o quitar sellos sacros a tus unidades desde Aliados → Cambiar equipo → Equipar sellos. No es posible tener más de una copia de cada sello sacro: si obtienes un duplicado, se canjeará automáticamente por plumas de héroe. Todos los héroes pueden compartir y utilizar cualquier sello sacro, excepto aquellos que estén restringidos a ciertos tipos de unidades.